• Por AlohaCriticón


Dirección: Paul Verhoeven.
Intérpretes: Arnold Schwarzenegger, Sharon Stone, Rachel Ticotin, Michael Ironside.


Año 2084. Douglas Quaid (Arnold Schwarzenegger) es un hombre aparentemente feliz con su vida sentimental y su trabajo que sufre el acoso de pesadillas acerca de una misteriosa mujer que el desconoce y de una posible estancia en Marte, de la cual él no es consciente. Pronto descubrirá que su habitual existencia no es más que una tapadera y que el mismo es un agente al servicio del perverso gobernador de la colonia marciana Vilas Cohaagen (Ronny Cox). Este hecho le obligará a ir hasta Marte para descubrir su identidad y liberar a todos los colonos que viven oprimidos bajo la ley marcial establecida por Cohaagen.

Espectacular adaptación cinematográfica del relato corto “Usted lo recordará perfectamente” (conocido también como “Podemos recordarlo todo por usted”) (1966) de Phillip K. Dick, filmada con buen pulso por el siempre polémico y contundente director de origen holandés Paul Verhoeven después de su gran debut norteamericano con “Robocop” (1987). La película está al servicio de popular Arnold Schwarzenegger y de la no menos interesante Sharon Stone, quien con esta película y la posterior “Instinto Básico” (1992) se consagraría como unas de las sex-symbols más deseadas de la década de los 90.

“Desafío Total (Total Recall)” tuvo un largo y difícil periodo de desarrollo en las cuales muchas personalidades del mundo del cine se implicaron de manera muy personal en su concepción y posterior desarrollo, desde guionistas, productores, directores y actores, incluyendo a David Cronenberg, quien en un principio fue el primero en ser asignado para dirigir esta superproducción.

Con Cronenberg se llegaron a escribir doce borradores del guión, siendo todos ellos rechazados. Posteriormente fue sustituido por Bruce Beresford con Patrick Swayze contratado para el papel protagonista. Cuando ya estaba todo dispuesto para la filmación en Australia, la compañía del productor Dino de Laurentiis se declaró en bancarrota y los derechos pasaron finalmente a manos de la Carolco Pictures, ya que Schwarzenegger convenció a sus productores Mario Kassar y Andrew Wajda para que le compraran el guión.

El resultado final es una de las mejores películas que se han hecho sobre una obra de Phillip K. Dick y la qué más se aproxima al espíritu del relato en la que se basa, por no decir que también lo es de su protagonista principal, casi siempre encasillado en este tipo de papeles de acción. Confieso que yo personalmente disfruto viéndole hacer el bestia en todas sus películas porque realmente era su actividad más meritoria, aportando también a sus personajes cierto sentido del humor e ironía…Vamos, como si del propio caballo de Atila se tratase, allí por donde pisa ya no vuelve a crecer la hierba.

A su lado Sharon Stone está soberbia y borda su papel de Lori, bella, sensual y bastante arpía. Para este personaje tuvo que aprender artes marciales y ensayar la coreografía de las peleas. La verdad es que en mí despierta un gusto morboso cuando pega que da gusto en secuencias filmadas de manera inmejorable, de gran impacto y deleite visual. Es una pena que su personaje fuese secundario porque realmente podría aportar más al margen de su presencia en soberbias secuencias de acción, filmadas de manera inmejorable por Verhoeven en el desarrollo de toda la película. Un buen ejemplo es la de tiroteo en las escaleras mecánicas.

Cabe destacar asímismo la gran labor realizada por todo el equipo técnico del filme en lo referente a los efectos especiales (ganadores del Oscar) para la recreación de los paisajes y en el empleo de maquetas y miniaturas para la colonia marciana.

También la tarea realizada por la extraordinaria fotografía de Jost Vacano para resaltar con sus luces y su rico colorido el conjunto visual del filme, la banda sonora de Jerry Goldsmith, tan pegadiza y contundente, y los efectos de maquillaje Rob Bottin (galardonado también con una estatuilla de Hollywood) para crear todas las malformaciones genéticas de los colonos marcianos y la actividad reallizada con nuestro admirado Schwarzenegger en secuencias impactantes que resaltan toda su pétrea fealdad facial, como la mostrada en el momento en que se extrae la sonda implantada en el cerebro mediante un aparato extractor a través de una de las fosas nasales.

En pocas palabras, una película sumamente recomendable para todos los fans del monstruo cinematográfico Schwarzenegger y de la obra de Phillip K. Dick.

Rostov

Fichas en AlohaCriticón

Arnold Schwarzenegger
Sharon Stone


Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:78    Promedio:4.7/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies