• Por AlohaCriticón

EL SECRETO DE LOS MCCANN (2003)

Director: Tim McCanlies

Intérpretes: Robert Duvall, Haley Joel Osment, Michael Caine, Kyra Sedgwick.

Walter (Haley Joel Osment) ha cumplido catorce años y no tiene ningunas ganas de pasar el verano con los tíos de su madre, que viven apartados de todo en el estado de Texas. Cuando su madre Mae (Kyra Sedgwick) le abandona a su suerte con estos dos viejos medio locos, prometiendo volver a recogerle, Walter no sabe qué pensar. Aunque es imposible saber la verdad, lo que sí es cierto es que tienen una fuente aparentemente ilimitada de dinero. Sin embargo, Walter empieza a ver la otra cara de sus tíos cuando encuentra en un baúl una vieja fotografía de una hermosa mujer y decide preguntar a Garth acerca de su identidad.

Poco a poco, a través de las historias que le cuentan a la luz de luna en el polvoriento Texas, una trama cobrará vida en la fértil imaginación de Walter, una historia ambientada en un misterioso y exótico lugar del pasado donde los hombres montan a caballo y luchan con espadas, donde hermosas princesas son víctimas de jeques traicioneros y donde dos improbables héroes viven una aventura con la que los demás sólo sueñan; una historia que, quizás, pueda ser cierta.

Pocas veces se ve en el cine actual una historia como esta, un cuento que, de manera similar a como se hacía en el “Don Juan de Marco” de Jeremy Leven o en “El tren de la vida” de Radu Mihaeileanu, mezcla realidad y ficción de una manera tan perfecta que al final al espectador le da igual si lo que se le está contando es cierto o no. Una parábola sobre el sentido de la vida, la familia y, sobretodo, la fe en los demás y que, aunque protagonizada por un niño, no es exclusivamente para un público infantil, sino que se constituye en un claro ejemplo de un cine familiar que no suele verse en la gran pantalla.

Con un guión redondo que no deja cabos sueltos, unos actores magníficos que dan la talla y un planteamiento relativamente inusual – en el que el niño acaba comportandose como el adulto y viceversa – “El secreto de los McCaan” resulta divertida sin ser absurda, tierna sin ser sensiblera, modesta sin ser pobre y, en resumen, una maravilla para aquéllos a quienes nos gusta pensar que la realidad a veces puede superar la ficción.

Especialmente notable la interpretación de un Robert Duvall que lo dice todo sin decir nada, y de destacar un final que redondea la historia con gran sencillez, arrancando al público una última sonrisa. Una prueba, en definitiva, de que una buena interpretación puede suplir un presupuesto modesto y la falta de experiencia de un director en su segunda película.Eva Pesquera

Enlaces

Robert Duvall

Michael Caine

Haley Joel Osment

Josh Lucas

Eric Balfour


Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:80    Promedio:4.5/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.