• Por Antonio Méndez

fort-apache-cartel-peliculaDirección: John Ford.
Intérpretes: Henry Fonda, John Wayne, Shirley Temple, John Agar.

Película basada en un relato de James Warner Bellah. Con guión de Frank S. Nugent (“Centauros Del Desierto”, “El Hombre Tranquilo”).

El teniente coronel Owen Thursday (Henry Fonda) llega a Fort Apache junto a su hija Philadelphia (Shirley Temple). Su personalidad intransigente lleva a crear conflictos con los indios y con sus compañeros militares.

Sentido homenaje a la caballería americana por parte de John Ford, narrando la historia de una pequeña comunidad de soldados y oficiales en un apartado fuerte fronterizo. El film es un estudio psicológico de un hombre de clara similitud con el general Custer, en el que confluyen un cúmulo de impresiones positivas y negativas que determinan un legado falsamente heroico.

De nuevo Ford, como en “El Hombre Que Mató A Liberty Valance”, trata el dilema de la leyenda o realidad, del valor de la heroicidad, tomando como héroes reales a los ejecutores de los acciones sencillas y anónimas, gente manejada por las fórmulas existenciales más tradicionales como la amistad, la familia, el humor, la superación vital o el respeto desde la independencia personal.

fort-apache-henry-fonda-fotosEl film tiene como eje dos interesantes personajes principales, uno de ellos es el teniente coronel Owen Thursday (Henry Fonda), amargado porque el ejército, institución a la que ha ofrecido su vida y al que sirve con escrupuloso orden, ha terminado enviándole a un puesto aislado sin posibilidad de recompensa y distinción. Es un hombre estricto y educado pero también clasista, jerárquico y racista, no duda en traicionar irracionalmente las voluntades de paz para conseguir la gloria militar como método de venganza personal por la injusticia que él cree que han cometido sus superiores. Ford ofrece una dualidad sentimental hacia este personaje: el patetismo fisico y psíquico que ofrece en la batalla contrasta con las respetuosas palabras finales que John Wayne le dedica como velando su agrio y seco carácter.

El otro personaje es precisamente el interpretado por Wayne: el capitán Kirby York. Es un militar asentado en una colectividad casi familiar (“¿pero aquí todos se llaman O’Rourke?”, llega a preguntar en una escena Fonda), despreocupado de honores y servidor fiel a sus superiores, contento por compartir emociones cotidianas en su microcosmos como los imprescindibles bailes de confraternización. Callado, independiente, amigo de los indios y conocedor de la estructura humana de sus compañeros discrepa con la deshumanización de su nuevo jefe aunque rara vez se revela y cuando lo hace es para normalizar la situación de un hombre ganado por una paranoia que le conducirá hacia un final trágico.

El maestro John Ford describe los sentimientos como nadie lo ha hecho. Sostiene un plano para retener un gesto, una mirada que suple a cientos de palabras, utiliza los escenarios y sus elementos de manera asombrosa, concede el ritmo necesario a la acción, conexiona diálogo e imagen como método descriptivo de manera siempre efectiva y concede profundidad a unos temas que definen a un hombre lleno de humanidad y respeto social, ejemplificado en la consideración y casi homenaje (por el comportamiento injusto de Owen hacia ellos) en el gratificante tratamiento al pueblo apache.

Lo menos relevante es la subtrama amorosa entre una crecidita Shirley Temple y el debutante John Agar, recomendado a John Ford por su esposa, que era nada más y nada menos que… Shirley Temple (la de Agar, claro).

Fichas en AlohaCriticón

John Wayne
Henry Fonda
Shirley Temple
Victor McLaglen



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies