• Por Antonio Méndez


Dirección: Tom Shadyac.
Intérpretes: Steve Carell, Morgan Freeman, Lauren Graham, John Goodman.

Secuela de “Como Dios” (2003). Con guión de Joel Coeh (“Garfield”, “Doce En Casa”), Steve Oedekerk (“Como Dios”, “El Corral – Una Fiesta Muy Bestia”) y Alec Sokolow (“Garfield”, “Doce En Casa”). Con producción de Tom Hanks.

Evan Baxter (Steve Carell) se ha establecido en Virginia desde Buffalo tras ser elegido miembro del Congreso de los Estados Unidos. En su nueva residencia, el mismísimo Dios (Morgan Freeman) le ordenará construir un arca ante la llegada de un próximo diluvio.

Tras “Como Dios”, Morgan Freeman de nuevo ejerce de ser divino en esta comedia de corte fantástico co-protagonizada por Steve Carell, un congresista recién electo de vida exitosa que se verá inmerso en una situación estrambótica que alterará y complicará su existencia a nivel personal, profesional y familiar.

La película, con ecos de Frank Capra (en especial la magistral “Caballero sin espada”), empleo del absurdo y el slapstick, y remedos de situación de “Los pájaros” de Alfred Hitchcock filtrados por la parodia de Mel Brooks, resulta humorísticamente insulsa, y el guión está dominado por una pobreza de ideas con mensajes inanes de superficial exploración: esfuerzo común en pos de un objetivo, preocupación por el medio ambiente, y necesidad de no priorizar y ser oprimido por valores superficiales (estética, poder, dinero…), con momentos cómicos y dramático-familiares que terminan aminorando sus efectos por la reiteración y la previsibilidad.

Al mismo tiempo, los personajes secundarios (con redundantes aportaciones de John Goodman o Wanda Sykes) no aportan ni puntos de interés a la trama principal, ni peso en el aspecto cómico. Únicamente estorban con diálogos y observaciones sin gracia.

A pesar de los esfuerzos humorísticos del congresista Carell, convertido en un Noé moderno con imaginería antigua al ser obligado por mandato del Dios-Freeman a usar túnica, barbas y greñas (algo impropio para un hombre pulcro que se extirpaba con sumo cuidado los pelillos de la nariz); alguna que otra imagen simpática en la interacción entre humanos y animales (con el insistido recurso de los pájaros excretores); y algún acierto en los efectos especiales; este “Sigo como Dios”, con canción inicial de la Creedence Clearwater Revival (“Have You Ever Seen The Rain?”), carece absolutamente de relevancia.

Fichas en AlohaCriticón

Steve Carell
Morgan Freeman
Lauren Graham
John Goodman
Jonah Hill
Ed Helms


Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:19    Promedio:2.8/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies