• Por AlohaCriticón

zombies party movie poster cartel pelicula
Dirección: Edgar Wright.
Intérpretes: Simon Pegg, Kate Ashfield, Nick Frost, Lucy Davis.


Shaun (Simon Pegg) es un joven habitante de un suburbio londinense, que comparte casa con el impresentable pero entrañable Ed (Nick Frost). Pasa su tiempo libre en el pub Winchester, un tugurio repleto de frikis. Debido a su poco ambicioso estilo de vida, su novia Liz (Kate Ashfield) decidirá abandonarlo. Cuando Shaun opta por intentar recuperar la relación, descubrirá que Londres ha caído en una epidemia que convierte a los hombres en zombis.

“Zombies Party” es la torpe traducción al español de “Shaun of the dead”, título original de esta producción británica, que adapta el de una pelicula de George A. Romero (Dawn of the dead), secuela de “La noche de los muertos vivientes”. El director de esta simpática propuesta es Edgar Wright, desconocido por estos lares, que ha concebido el guión junto a Simon Pegg, el protagonista de la cinta.

Entre ambos han pergueñado un argumento que hace nueva incidencia en las películas de muertos vivientes, un subgénero que últimamente está muy pródigo, con títulos como “Resident Evil” y su secuela, “Amanecer de los muertos” o “28 días después”. Sin embargo hay que agradecer a sus responsables el tono desenfadado, que no paródico, que le han dado al producto, en contra del más trascendental de algunos de los títulos reseñados. Wright y Pegg han mezclado con acierto comedia británica de nuevo cuño y película con zombis, formando un conjunto muy entretenido, divertido y ágil.

Con todo ello tenemos un film bastante destacable, con buenos golpes de humor, que no desmitifica, en contra de lo que se pueda creer, las películas con muertos vivientes, sino que las rinde homenaje y realiza una nueva vuelta de tuerca de una modalidad bastante manoseada ya. Así obtenemos una cinta que es un soplo de aire fresco en el aborregado panorama del cine fantástico en la actualidad, con películas de gran presupuesto que vampirizan unos argumentos que deberían permanecer en la serie B, donde pueden tener más bizarrismo y capacidad de innovar, sin ser influidos por unos dólares que se invierten siempre en efectismos baratos, como en la aburrida secuela de “Resident Evil”, o la estupidez de “Alien vs Predator”.

En resumidas cuentas, una película simpática, que hará las delicias de los aficionados al cine de zombis, que merece ser recuperada tras una patética distribución por la pantalla grande. Quien lo haga, se encontrará con unas interpretaciones ajustadas, unos maquillajes adecuados y una puesta en escena cuidada y medida, nada que ver con un film de cuatro perras, como alguno puede deducir, muy superior a otras babosadas que contaminan la cartelera. Como curiosidad, en la producción se halla Working Title, la productora que ha auspiciado comedietas como “Notting Hill” o “El diario de Bridget Jones”, que por ventura opta por otro registro.

David García

Fichas en AlohaCriticón

Simon Pegg
Nick Frost
Bill Nighy
Martin Freeman



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies