• Por Antonio Méndez

album disco noel gallaghers high flying birds cover portada

Después de varias refriegas fraternales y la desaparición de Oasis, el conjunto de mayor éxito del britpop 90s con influencias de la psicodelia Beatles, del glam rock de T. Rex o del revival mod de los Jam, los hermanos Gallagher decidieron desviar sus rumbos musicales. Liam creó Beady Eye grabando canciones deudoras de su fijación 60’s (Beatles, Who, Stones…), y Noel, principal responsable de las composiciones de Oasis, se inspiró en una canción de la banda lisérgica Jefferson Airplane para bautizarse como Noel Gallagher’s High Flying Birds, proyecto que contó con la colaboración del teclista Mike Rowe o del batería Jeremy Stacey y que también volvía la mirada a la época ácida de Beatles y compañía.

El disco, producido por Gallagher y Dave Sardy, comienza con “Everybody’s On The Run”, melódico medio tiempo con rasgueos acústicos, violines, coros pomposos, reverb, pretensiones de himno, pandereta, estribillo repetitivo… Amantes requiriendo abrazos. Supervivencia romántica en escenarios lluviosos. Pasable psicodelia orquestal.

En el pop psicodélico “Dream On” utiliza un muro de sonido con incisivo ritmo de marcha, cuidadas voces a lo Zombies y un grato enfoque pop muy al estilo de lo que podían hacer los Kinks a mediados de los años 60.

“If I Had A Gun”… Si tuviese una pistola haría un agujero en el sol. Si tuviese el tiempo lo pararía y te haría mía…. En esta balada Noel lo haría todo por agradar a su pareja… El corte es un reciclaje de “Wonderwall”. Con laxos aaaaaaaaaaaas muy 60’s.

Marea alta, verano en la ciudad… ecos de Lovin’ Spoonful para “The Death Of You And Me”… El tiempo pasa muy rápido y nadie tiene respuesta. Ahora encaro la vida de otra manera. Seremos libres… La canción, maduración tras separación con sección de metal y ligeros toques country y swing, es un collage de los Kinks con los Beatles del “Sgt. Peppers” y la psicodelia del sello Immediate.

En “(I Wanna Live In A Dream In My) Record Machine” busca Gallagher el escapismo en la música… Muéstrame el camino que lleva a la gloria, las palabras que narran una historia sagrada… Balada orquestal con tramos orientales que vuelve a recordar ritmos de “Wonderwall”.

“AKA… What A Life!” es una canción en la que Noel quiere alejarse de su habitual influencia 60s para ubicarse en sonidos disco con falsete… Como un híbrido entre el “Long Train Running” de los Doobie Brothers y Coldplay.

En “Soldier Boys And Jesus Freaks” nos traslada a Village Green (se supone que homenaje Kinks) con texto de vagos apuntes políticos. A algunos les recordará de nuevo al pop psicodélico de Immediate, por ejemplo a Billy Nicholls, lo que no es mal recuerdo.

“AKA… Broken Arrow”… Ella me ayuda a olvidar mis problemas, hace brillar una luz en sombras… Rítmico y sencillo pop-rock para todos los públicos.

Engullido por arenas movedizas se encuentra Gallagher en “(Stranded On) The Wrong Beach”, lisergia con elementos boogie rock a lo T. Rex que se escucha antes de “Stop The Clocks”, inocua canción proyectada en la época del disco “Don’t Believe The Truth” de Oasis que se adorna con arreglos de psicodelia orquestal para poner punto y final a un álbum de mediano interés.

Ir a la biografía AlohaPopRock-AlohaCriticón de Oasis



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.