• Por Antonio Méndez

attack and release album disco cover portada reviewCrítica

El dúo de Ohio Dan Auerbach y Patrick Carney forman The Black Keys, proyecto blues-rock y garage-rock que en este nuevo disco colaboran con el productor Danger Mouse, además de conocido técnico para diversos artistas, miembro de los exitosos Gnarsl Barkley… “I remember, I remember when I lost my mind… Does That Make me Crazy?” Sí, esa conocida melodía.

Mouse retiene su blues-rock con destellos psicodélicos, que tanto toman de Cream como de la Jimi Hendrix Experience, y les aporta en ocasiones algunos trazos soul-funk.

“All You Ever Wanted” comienza de forma tranquila el disco en una narración que parece partir de un acosador femenino. Es una balada con primeras apariencias de folk lisérgico con reverb que podrían interpretar los Doors.

En la parte final entra un Hammond y el corte se aviva brevemente con un mayor énfasis eléctrico que sí se aprecia con mayor acentuación en la siguiente pieza.

“I Got Mine” es un corte de sonido clásico de los Black Keys, blues-rock psicodélico con un incisivo riff de resonancias de Hendrix e historia de nomadismo de conducción vital con personalidad.

“Strange Times” es una de las cumbres del álbum. En las estrofas suena con potencia la guitarra distorsionada hard-rock a lo Black Sabbath, y tampoco falta la percusión fornida-minimalista típica de la pareja, con prominente participación de los cimbales. En el estribillo hay un viraje pop con aparición del piano, eco y unos atmosféricos coros cuasi fantasmales.

Sin duda en esta parte nos hallamos en el mejor tramo del álbum. “Psychotic Girl” es un hechizante corte con una excelente conjunción entre el banjo, un piano y un tempo hip hop. La atmósfera resulta intrigante con otros coros espectrales.

“Lies” nos devuelve al blues-rock en una balada emocional que podría interpretar en su día Eric Burdon con los Animals.

Psicodélicos se muestran en “Remember When (Side A)”, balada con sonidos espaciales de theremin y voz “amicrofonada”. En la cara B, “Remember When (Side B)”, el estilo es distinto, con rock de guitarras bravías y voz chulesco-jaggeriana.

Lo más llamativo del medio tiempo “Same Old Thing” es el uso de la flauta a lo Jethro Tull y el riff distorsionado puramente Jimmy Page.

Los dos temas siguientes tienen clara influencia de la colaboración con Danger Mouse, y no es que sean de lo más destacado del disco.

Ambos poseen bases soul-funk, “So He Won’t Break”, con sonidos de xilófono, es una elegante pieza pop-soul-rock que podría estar en el repertorio de un artista setentero Motown, mientras que “Oceans & Streams”, no carece de riffs blues-rock, pero no se desapega en su desarrollo del soul-funk proporcionado al grupo por Mouse.

“Attack & Release” termina con “Things Ain’t Like They Used to Be”, balada lenta en plan épica de rock de estadio con armonías de Jessica Lea Mayfield. Se echa de menos en su final temas como “Psychotic Girl” o “Strange Times”.

Ir a la biografía AlohaPopRock-AlohaCriticón de The Black Keys


Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:16    Promedio:4.4/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies