• Por Antonio Méndez

the war on drugs lost in the dream critica de disco album review

“Lost In The Dream”, tercer disco grande de The War On Drugs, logró ampliar de forma notable la audiencia internacional de este proyecto liderado por Adam Granduciel tras la salida de Kurt Vile.

El álbum muestra la capacidad como autor de Granduciel en un conjunto lírico de emociones, reflexiones, ensueños, nostalgias sombrías con constante evocación natural… huellas básicas de Bob Dylan en una expresión instrumental-melódica que tanto deriva de raíces folk rock o heartland rock como de la new wave, la psicodelia, el dream pop o el post-punk.

“Under The Pressure”, casi nueve minutos de canción, es un intenso cántico de nueva oportunidad, nuevo amanecer tras sueños desperdiciados, ánimo de supervivencia, con atmosféricos, trémulos sonidos, reverb, dejes dylanianos… En tramos recuerda también a los Waterboys.

En “Red Eyes” se busca un camino correcto que evite la pérdida, se espera una compañía de protección, una actitud con independencia… avivando repetitivos ritmo new wave que recuerdan a Tom Petty con producción de Jeff Lynne en cruce con un folk art rock estilo Arcade Fire.

La primera balada del álbum es “Suffering”, resentimiento de traición romántica, ansias de dolor compartido. Tempo lento, melódico, en tono vulnerable, frágil, con ecos de Neil Young en cópula con el dream pop de los Mercury Rev.

La cumbre del disco es “An Ocean In Between The Waves”, siete minutos de épica rock, densa reflexión amorosa con su habitual cavilación solitaria en escenarios naturales, crescendo y un clímax extraordinario.

the war on drugs album review fotos picturesSimilitudes con el “Radio Gaga” de Queen en el ritmo de “Disappearing”, medio tiempo con ambientes space rock, trazos lisérgico-blues sobre fundamentos ambient pop… Se extiende demasiado para las escasas variantes que ofrece.

Otra meditación romántica en ambiente oscuro y pastoril con “Eyes To The Wind”, medio tiempo folk rock con pedal steel que podría cantar Tom Petty, y un instrumental con resonancias space rock y de Ry Cooder en el relleno “The Haunting Idle”.

Más heartland rock con “Burning”, iteración rítmica, peroratas elementales de autoayuda. Granduciel con influencias de Bruce Springsteen.

Folk rock en “Lost In The Dream”, con el amor como juego, como llave… Como un Bob Dylan en baja forma.

Fin con “In Reverse”, insistencias taciturnas de introspección con Adam en plan recital de rapsoda y progreso pop rock con efectos oceánicos y espaciales. Demasiados altibajos.


Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:14    Promedio:4/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies