• Por AlohaCriticón


Dirección: Manolo Matjí.
Intérpretes: Alberto San Juan, Emma Suárez, José Ángel Ejido, Vicente Romero.


Juan José Garfia (Alberto San Juan) es un hombre obligado a cumplir una larga condena tras asesinar a tres policías sin motivo aparente. Dentro del penal ocupará el lugar reservado a los presos peligrosos, debido a sus continuas alentaciones para causar motines. Garfia se verá obligado a sufrir la dura vida carcelaria sin queja alguna hasta que entra en escena Marimar. (Emma Suárez), una enfermera de carácter a la que molesta sobremanera el trato inhumano ejercido contra los presos. Entre ella y Garfia surgirá una relación de complicidad que poco a poco irá derivando en algo más profundo.

“Horas de luz” es el sugerente título de la nueva película del poco prolífico Manolo Matji, guionista de films como “Besos para todos” y director de “La guerra de los locos”. En esta ocasión ha querido relatar la historia real de Juan José Garfia, un condenado a cien años de prisión, que logró rehabilitarse en la cárcel gracias a la ayuda de una enfermera, y que hoy sigue cumpliendo condena por sus crímenes. Para resultar más veraz, Matji opta por un estilo aséptico, casi de documental, para evitar caer en efectismos baratos y sentimentalismo de andar por casa, lo cual es de agradecer. Lo malo es que esa neutralidad a la hora de narrar los hechos provoca que el film caiga en ciertos momentos de frialdad.

También se le puede reprochar a Matji ciertos agujeros de guión que dejan algunas situaciones sin ser explicadas convenientemente, o muy dejadas al aire (las motivaciones, por intrincadas que sean, de los asesinatos de Garfia, las alusiones a planes de fuga). De cualquier manera, la sencillez y honestidad con la que está narrada la historia suple con creces estos fallos. Matji consigue hacer un relato sincero, auténtico, sin florituras de telefilm barato, con una primera parte de la película que refleja la parte más abrupta en la vida de Garfia y su vida en el presidio, y con un segundo tramo donde el centro es su relación con la enfermera. Matji aprovecha para denunciar los abusos que sufren los presos en nuestras cárceles, reflejando el progreso de Garfia, que se va reinsertando a medida que sus condiciones de vida mejoran.

En lo que respecta a los actores, nos podemos encontrar con un Alberto San Juan interpretando a Garfia, cambiando de registro respecto a su arquetípico papel de comedia. El caso es que se defiende en su rol, aunque se le echa en falta un poco más de garra. Mención aparte merece la siempre excelente Emma Suárez, una actriz que desgraciadamente no sale en la gran pantalla tanto como merece. La barcelonesa cuaja una estupenda recreación de la enfermera a base de autenticidad, sin caer en poses ni tics que podría tener una intérprete de su trayectoria.

En conclusión, nos hallamos ante una historia que apuesta por la máxima de que lo simple es seguro, tanto en su vertiente de drama carcelario como de romance redentor. Esa mayor falta de ambición juega a veces en su contra, como ya se ha dicho, pero convierte la película en un producto más que correcto y digno de verse.

David García

Fichas en AlohaCriticón

Emma Suárez

Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:6    Promedio:2.4/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar