• Por AlohaCriticón

vicky cristina barcelona movie review pelicula cartel poster

VICKY CRISTINA BARCELONA (2008)

Dirección: Woody Allen.

Intérpretes: Javier Bardem, Scarlett Johansson, Penélope Cruz, Rebecca Hall.

Con guión de Woody Allen (“Manhattan”, “Broadway Danny Rose”).

En Barcelona dos turistas estadounidenses, Vicky (Rebecca Hall) y Cristina (Scarlett Johansson), conocen a un pintor llamado Juan Antonio (Javier Bardem), quien ha roto con su pasional mujer María Elena (Penélope Cruz). Cuando Cristina se acerque a Juan Antonio, la personalidad excitada de María Elena entrará de nuevo en la vida del pintor.

Producto menor de Woody Allen. Es una película presuntamente cómica pero no tiene la más mínima gracia, siendo su oferta un depósito de imágenes turísticas y anécdotas de pareja sin empaque con una orientación temática muy básica sobre compatibilidad romántica y elección de destino.

La película, con uso de una regular voz en off a lo largo de toda la historia, principia con Rebecca Hall y Scarlett Johansson en el aeropuerto de Barcelona. Taxi negro y amarillo y para casa de unos amigos ricos.

Allen emplea el split-screen en el coche y contrasta a las féminas en sus ambiciones vitales, principalmente amorosas. Una se muestra más responsable y convencional. La otra con tendencia al desfogue todovalista.

En una exposición de pintura Scarlett se fija en Javier Bardem, quien más tarde intentará embelesar con propuestas turístico-coitales tanto a la Johansson como a Rebecca Hall, actriz de talento que realiza la interpretación más salvable de la película.

vicky cristina barcelona fotos pictures

Estos primeros contactos entre los tres caracteres principales sirven para insistir en la divergencia en modos de pensar de las dos estadounidenses, y allanar el camino de forma impulsiva para un previsible progreso de repulsión-atracción, mientras se nos permite contemplar la ciudad de Oviedo, el faro de Avilés o la iglesia de Santa María del Naranco.

Vamos, que el turismo continúa (ahora con tributos principeasturiescos) y permite sobrellevar tanta mezcla de vanidades, narcisismos y tópicos sobre vida y arte.

De vuelta en Barcelona y sin perder el rumbo anecdótico, además de subrayado, veleidoso y precipitado, se prorrogan sonidos de guitarras españolas, Allen homenajea a Alfred Hitchcock con escenas de Joseph Cotten y Teresa Wright en “La sombra de una duda”, y se acentúan los escenarios pijo-bohemios con Javier emborronando liezos, y los contrastes de personalidades y adecuación de personajes.

Para esto último se cuenta con la participación más activa de Chris Messina como prometido de Rebecca, y, en una corta intervención, de una exagerada Penélope Cruz, elemento en este olvidable film de algunas escenas insulsas que alternan un blandengue esbozo de menage a trois, con algunos chillidos histéricos callejeros cuya artificiosidad provoca vergüenza ajena.

Fichas En ElCriticón-AlohaCriticón

Woody Allen

Javier Bardem

Rebecca Hall

Scarlett Johansson

Penélope Cruz

Patricia Clarkson