• Por AlohaCriticón

La muerte es dulce pero su antesala es cruel.

Dedico esta edición a mis enemigos, que tanto me han ayudado en mi carrera.

Las mujeres están para ser gustadas. Después unas se dejan, otras no… eso ya va por provincias.

Dios da la juventud a quien sonríe. El tiempo pasa; la juventud se marcha de la mano del tiempo, y si la sonrisa se salva, Dios nos obsequia conservandonos la juventud.

Lo malo de quienes se creen en posesión de la verdad es que cuando tienen que demostrarlo no aciertan ni una.

Ir a la biografía AlohaCriticón de Camilo Jose Cela

Te puede interesar