• Por Antonio Méndez

hp-lovecraft-celephais-critica-cuentosSinopsis

Un escritor de Londres parece vivir por encontrar la belleza en sus sueños, para residir en la ciudad maravillosa de Celephaïs, lugar en donde es feliz.

Crítica

H. P. Lovecraft publicó en el año 1922 este cuento, una fantasía típica de su escritura de onirismo escapista.

hp-lovecraft-criticas-cuentos-celephaisEl personaje, anónimo, huye de su existencia gris en las calles de Londres… reside en una oscura buhardilla, todo es prosaico tras la niñez por culpa del veneno de la vida… y se hace llamar Kurantes en sus sueños que le llevan a ciudades mágicas adornadas con riqueza estética, como Celephaïs o Serannian… mármoles rojos, pavimentos de ónice, templos de turquesa…
Existencias en el cielo.

Lovecraft, en una narración en tercera persona, hace uso del contraste y de la evocación exótica, que puede fascinar a algunos y empalagar a otros.
Es un escapismo lleno de imaginería de ilusión, en donde uno puede ser rey, quizá un dios.
Todo en apariencia.

Desalentado en la vida, el autodenominado Kurantes desea prolongar su estancia en Celephaïs con drogas… acantilados, valles, puertos, respiro en las colinas, todo alegría y felicidad… Lugar de juventud eterna.
Relatividad de tiempo y espacio. Es un sueño.

La adjetivación es profusa, norma en el onirismo lovecraftiano vía Lord Dunsany, y el deseo del mismo plasmado en la mente dormida confunde la amarga realidad del vagabundo.

Ir a la biografía AlohaCriticón de H. P. Lovecraft

Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:1    Promedio:3/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar