• Por Antonio Méndez

robert-louis-stevenson-isla-del-tesoro-sinopsis-criticaSinopsis

Siglo XVIII.
A una aislada posada inglesa, de nombre Admiral Benbow, llega un hombre misterioso, el capitán Billy Bones, que porta consigo un cofre.
Jim Hawkins, el hijo de los posaderos, se obsesiona con su figura, y más cuando otros extraños visitantes, requieren su presencia.
Cuando el capitán muere, Jim abre el cofre y descubre el mapa de un tesoro.
Más tarde, junto al doctor Livesey y el terrateniente Trewlaney, Jim se embarca en su búsqueda como grumete de la goleta La Hispaniola.
La nave parte a la isla señalada en el mapa desde el puerto de Bristol, en donde también se enrola como cocinero un hombre con una sola pierna llamado Long John Silver.

Crítica




robert-louis-stevenson-isla-tesoro-reviewEn el año 1883, el escritor escocés Robert Louis Stevenson publicó “La Isla Del Tesoro”, una historia iniciática con acción, suspense y aventura.

La novela se narra, casi en su totalidad, por el joven protagonista, Jim Hawkins, en tiempo pasado y en primera persona, con algunos capítulos desde la perspectiva del doctor Livesey.
Su comienzo, a pesar todavía de no aparecer el carismático Long John Silver, es lo mejor del libro, con Stevenson creando un ambiente gótico victoriano lleno de misterio en un paraje aislado.




En ese escenario, el niño Jim, con la clave de “pez fuera del agua”, de personaje común en situación extraordinaria, se involucra en un mundo turbio de piratas borrachos amigos del ron, pendencieros varios y gente codiciosa, lo que le sirve también al muchacho para buscar espejos de comportamiento, modelos de mentores, de figuras paternas.

Más tarde, en la ciudad portuaria de Bristol y en el viaje hacia la isla caribeña, la novela se vuelca en la aventura con pérdida de inocencia, manifestando la valentía del protagonista en un encadenamiento de hechos de acción marítima e isleña.

Stevenson, con influencias de Daniel Defoe o de R.M. Ballantyne, crea personajes con cuerpo, trascendentes, en especial el villano (mejor dicho, antivillano) John Silver, con una narración ligera, llena de jerga náutica que pone de manifiesto la riqueza léxica de su autor para crear una entretenida trama que apuntaló la iconografía pirata en un libro imprescindible dentro de la novela juvenil de aventuras.

Ir a la biografía AlohaCriticón de Robert Louis Stevenson

Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:10    Promedio:4/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar