• Por Antonio Méndez

deep purple 1968 album review critica portada coverCrítica

“Shades Of Deep Purple” fue el notable debut en LP de Deep Purple con sonidos rock lisérgicos coyunturales que mezclaban influencias de gente como Cream, The Who, The Nice o Jimi Hendrix. Esta conjunción define las ocho composiciones de un disco que a veces vislumbra facetas de pop psicodélico y otras envuelve las mismas en un tamiz de rock progresivo.

El gran titán sonoro de este disco, además de su vocalista Rod Evans, es Jon Lord, cuyo teclado de infusión clásica está omnipresente en todos los temas del album, siendo el gran definidor de todas las atmósferas del mismo. Ritchie Blackmore cumple a la perfección con su quehacer en las seis cuerdas, pero su protagonismo en este disco es bastante inferior a posteriores trabajos de la banda. La sección rítmica, compuesta por Nick Simper y Ian Paice evocan brillantes pasajes estilo Redding/Mitchell y Entwistle/Moon.

Pop, rock progresivo, blues-rock y psicodelia se dan la mano en todas las piezas del LP, disfrutables en su totalidad.

“And The Address” es un excitante instrumental a lo Jimi Hendrix Experience; “Hush”, versión de un tema de Joe South y primer éxito de la banda, es una rítmica, ácida pieza con un fenomenal trabajo vocal de Evans; “One More Rainy Day” demuestra que los primeros Deep Purple podían hacer pop de calidad con semejanzas a canciones melódicas con estribillos adhesivos grabadas por grupos como The Nice o The Herd.

“Prelude:Happines/I’m So Glad” es una soberbia pieza de rock psicodélico influenciada por la obra de Rimsky-Korsakov “Scherezade”, cuyo fragmento “I’m So Glad” es una versión de una de sus máximas ascendencias sonoras, Cream, quienes a su vez habían actualizado un tema del bluesman Skip James.

“Mandrake Root” es un descarado plagio del “Foxy Lady” de Hendrix; mientras que “Love Help Me” es uno de los mejores cortes del álbum, magnífica pieza power-pop a lo Who o The Nazz.

Por último, dos versiones acomodadas perfectamente a sus esencias. “Help” de los Beatles a su afligida temática como una triste balada; y “Hey Joe”, adaptación con sabor español, pues utilizan un fragmento de “El Sombrero de Tres Picos” del compositor clásico Manuel de Falla.

Bastante alejado de sonidos futuros encontrados en “In Rock” o “Machine Head”, este valioso primer disco de Deep Purple es un producto de su tiempo y un destacado disco en el panorama rock británico del año 1968, lo que ya es decir bastante.

Ir a la biografía AlohaPopRock-AlohaCriticón de Deep Purple