• Por Antonio Méndez

interpol-marauder-albumCrítica

Interpol es una de las bandas más interesantes del revival post-punk anglosajón de los últimos años. Cada uno de los discos del ahora trío, compactos en su atmosférico sonido denso, angular, de romanticismo oscuro y angustia emocional, sobre aislamiento, desamor… contiene canciones que trascienden del simple remedo revivalista.

Dave Fridmann produce “Marauder” y le otorga ricas texturas a unas composiciones estimables en ritmos y melodías. La primera es “If You Really Love Nothing”… si no amas nada, si no quieres a nadie, ¿cómo creas ilusiones?… canción notable que mezcla la sofisticación de Roxy Music con el dream pop y el jangle pop en una progresión melódica muy plausible.

“The Rover” continúa de manera a excelente el disco, como si los Black Sabbath de 1970 grabaran post-punk… tema intenso, envolvente… camina por ti mismo, dice el viajero, el trotamundos… Gran canción.

En “Complications” crean una especia de psicoreggae sincopado en medio tiempo. Termina aburriendo.

interpol-marauder-criticaRetomamos el sonido clásico Interpol post-punk en tono melancólico con “Flight Of Fancy”… ¿quién reina en el silencio cuando duermes?… rítmica, guitarrera, melódica… Desazón por desamor de Paul Banks en un corte meritorio.

“Stay In Touch” es otro de los grandes temas de “Marauder”. Los arreglos guitarreros de Banks y Daniel Kessler son excelentes en una estructura rítmica y melódica de rock angular de primer nivel.

Primer ambient “Interlude 1”. Lo pasamos.

“Mountain Child”. “El Pequeño Salvaje” de François Truffaut, inocencia, staccato, destacada percusión, pegadiza canción estilo arena rock de U2.

En “Nysmaw” hay referencia a Prince con el típico sonido post-punk de la banda estadounidense.

Roger Manning aporta teclados en “Surveillance”, marea instrumental de lisergia jangle pop con destacados arreglos vocales.

“Number 10”, con intro post-punk-surf que hace chispear las guitarras, incrementa su tempo en un desarrollo rock con la intensidad característica de este trío.

“Party’s Over”, ritmo sincopado funk con esencias psicogaraje, voz letárgica, staccato, muro de sonido con un gran Sam Fogarino en la percusión… es un corte sobre alienación en las redes sociales.

Otro “Interlude 2” ambient. Ok, pasando.

Término con “It Probably Matters”, corte ligero pop-rock, new wave, de voz apenada… no tenía gracia ni cerebro… bastante inferior a otras piezas previas del disco, en especial las primeras.

Ir a la biografía AlohaCriticón de Interpol

Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:1    Promedio:4/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar