• Por AlohaCriticón

Una joya musical de los 90 que pasó desapercibida en su momento. Se trata de un trabajo sin desperdicio donde los hermanos Kochan, en especial Glenn, muestran su habilidad para crear piezas deudoras del jangle-pop byrdsiano. El disco inicia con “Waterfall”, elegido como single de lanzamiento, es un elegante tema con guitarras repicantes y aires sesenteros. “General Nature” pieza de power pop con retazos Smithnianos. “Cinnamon Eyes” es una delicia de pop como pocas de la época.

El guitarrista Kenneth Jackson muestra su maestría con el Rickenbacker. Sin duda, una de las cumbres del disco. “Galaxie” otro formidable tema con guitarras al estilo “The Edge” y una ejecución impecable, con la misteriosa voz de Keith a la cabeza. “Careful Light”, tema Smithniano con gran sentido de melodía y ritmo, ¿Marr está en las seis cuerdas? “A Slow Fall”, magistral tema con una atmósfera sicodélica que atrapa con cada escucha. “Mansfield Park”, quizás la mejor pieza del disco. Hermosa canción, después de escucharla, ningún atardecer en el parque será el mismo (“In the fall…..”). “Always”, sublime balada de elegante ejecución. “Follow Me”, pieza pop bailable interpretada impecablemente por Keith. “James”, Otra cumbre del disco que cierra el mismo. Nuevamente, Glenn muestra sus querencias por The Smiths y nos regala una hermosa canción llena de nostalgia y añoranza. Sin duda, “One” merece estar entre los mejores discos de los 90.

Canción favorita del disco: Mansfield Park.

Javier Camargo Espinoza

Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:14    Promedio:4.8/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación