• Por Antonio Méndez

la brujula dorada the golden compass movie review cartel poster

Dirección: Chris Weitz.
Intérpretes: Dakote Blue Richards, Nicole Kidman, Daniel Craig, Eva Green.

Película basada en una novela de Philip Pullman. Con guión de Chris Weitz (“Un Niño Grande”, “Hormigaz”).

Una niña llamada Lyra Belacqua (Dakota Blue Richards) reside en el Jordan College de Oxford, perteneciendo a mundo paralelo en donde las almas humanas no permanecen en el cuerpo sino que toman forma animal. La suya en un daimonion, ser cambiante al que llama Pantalaimon. Después de que una organización secreta secuestre a su mejor amigo, Lyra intentará rescatarlo.

Primera entrega cinematográfica dedicada a adaptar las novelas de “La materia oscura” de Philip Pullman, escritor británico de fantasía y ciencia-ficción influenciado por Tolkien, John Milton y William Blake que aquí (en libro “Luces del norte”) daba comienzo a una historia iniciática de universos paralelos protagonizada por una niña en busca de libertad y exploración en un mundo ominoso regido por el poder opresor del “Magisterio”.

Es una épica aventurero-fantástica familiar de enfoque juvenil (a lo Potter y sus amigos), con traslado en dirigibles, maduros osos polares con coraza que hablan como si fuesen personajes de Shakespeare, y almas materializadas en animales parlanchines que se identifican con el interior del personaje ( los que acompañan a los “malos” unas fieras, los de los niños mutables –todavía son personalidades por hacer- y por supuesto nobles y simpaticones).

the golden compass movie

El protagonismo recae en una heroína elegida-mesiánica, líder de unos infantes a los que se les quiere evitar en una sociedad totalitaria el conocimiento del “polvo” (algunas frases y diálogos entre los personajes pueden ser fácilmente proclives al choteo con tanto polvo y rapapolvo a los buscadores del polvo).

El retrato de controladores villanescos posee claras evocaciones de los poderes religiosos-inquisitivos, algo que tampoco eleva tal retrato de la usual consideración parcial-maniquea de pensamiento intelectual con nivel de patio de recreo o de tertulia radiofónica.

La película oferta con un brillante trabajo en la dirección artística muy diferentes escenarios y múltiples caracteres, todos ellos vinculados y en conflicto por una u otra causa, pivotando todo el mejunje en la necesidad del conocimiento libertario de otros mundos y la evasión o cambio de una comunidad marcada por el rígido pensamiento único.

Es una pena que más allá del trabajo en escenarios, de los apuntes en sus temas, de la singularidad de los daimonion, de las participaciones de Nicole Kidman (vaya progreso físico desde “Los Bicivoladores”) y del oso protector de verborrea fina (con voz original de Ian McKellen), la historia se quede en un enredado acto introductorio de acciones dispersas con valía plástica pero sin complejidad emocional, lo que evita la implicación en los sucesos expuestos más allá de la mirada pasiva y escapista de correrías por paisajes diversos y peleas entre plantígrados de gran tamaño.

Fichas en AlohaCriticón

Nicole Kidman
Daniel Craig
Eva Green
Christopher Lee
Ian McKellen
Derek Jacobi
Kristin Scott Thomas
Freddie Highmore
Kathy Bates


Podría ser que yo fuera un insensible, porque he tenido que pellizcarme en más de una ocasión en la sala de cine, al menos para tener un leve escozor en la dermis y mantenerme despierto.

“La brújula dorada” es la adaptación cinematográfica del libro “Luces del norte”, la primera parte de la trilogía del escritor británico Philip Pullman, un letrado que ha sido tachado de ateo, hereje, apóstata y no se que más títulos podrían adjudicársele.

La película se remite a una áspera introducción de personajes, hechos, aspectos y localidades que tiene al espectador sin cuidado, sencillamente la cinta no involucra a su público, dejandole como consuelo la valoración del preciosismo visual puesto en escena, con los aspectos tan relumbrantes como demandados en este tipo de producción que al final no desmerece su visionado… si dejamos de lado la trama.

El problema se encuentra en esta costumbre capitalista de estrenar producciones supuestamente “navideñas” que llamen la atención de padres e hijos, logrando que las familias corran gustosamente a ver un cuasi bodrio invernal que se alimenta del “espíritu navideño”.

Sin ofrecer una trama realmente interesante (y si la ofrece, mata el interés a los pocos minutos) la película se torna innecesariamente larga y tediosa, bajos los clichés acostumbrados de la época, los cuales no se si debo o puedo adjudicar directamente a la literatura y/o la cinematografía, la historia de la chiquilla Lyra y su brújula dorada no destaca más allá de un par de interrogantes que nunca llegan a ser contestadas y que tampoco se ansían ser investigadas, los datos entran y salen sin mucho ímpetu, pero son bella e impetuosamente adornados por los parajes de la producción, con una exquisita dirección artística y artilugios que rozan el estilo steampunk.

No puedo negar que la película ha removido más de una cutícula de mi ser, aunque dicho efecto dura tan poco que ni la voz de Ian McKellen y el talento de Nicole Kidman logran entusiasmarme, ya sea por las odiosas traducciones al español o la breve participación de Nicole Kidman, “La brújula dorada” sencillamente no logra atraer la atención durante todo su metraje y profundiza menos que poco en cada uno de sus personajes.

También es desdeñable el escaso trato del “Magisterio”, el cual pudiera llegar a ser buena imagen crítica e insidiosa de varios influjos que controlan nuestra sociedad. Quizá sean más atractivas las acusaciones que ha atraído esta producción, destacando la del periódico del Vaticano “l’Osservatore Romano”, en la cual enuncia que la película habla de un mundo sin esperanza y sin salvación, acusándole de ser “antinavideña”, “anticristiana”, etc. de mi parte no he visto nada de eso en la película, pero les aseguro que influirá (de buena o mala gana) en más de un incauto que ansiará ver este espectáculo de muchos quilates. Pero recordemos, dar al César lo que es del César…

Lucio Rogelio Avila Moreno

Fichas en AlohaCriticón

Nicole Kidman
Daniel Craig
Eva Green
Christopher Lee
Ian McKellen
Derek Jacobi
Kristin Scott Thomas
Freddie Highmore
Kathy Bates