• Por Antonio Méndez

Crítica

El estadounidense Jack London ideó a comienzos del siglo XX esta conocida historia (llamada en otras ediciones de forma más acertada “La Llamada De Lo Salvaje”… The Call Of The Wild” es su título original… ya que de selva “ná de ná”) con el protagonismo de un perro llamado Buck.

El can, despojado de su cómoda vida en la soleada California y llevado a las frías tierras de Alaska (que London conocía bien en su época de aventurero buscador de oro), aprenderá a sobrevivir en un ambiente hostil y a encontrarse con su verdadera naturaleza, enfrentado tanto a un clima agreste como a sus consocios de trineo.

El libro, acusado de plagio en su momento por Egerton R. Young (concretamente por la novela “My Dogs In Northland”), es un tanto redundante en los motivos y las particularidades “psicológicas” del perro en su nueva relación contextual, lo que llega a hastiar, además de meramente episódico en sus exposiciones de novela iniciática y narrado con un léxico demasido básico.

No obstante, tiene cierta eficacia en la conexión emocional con las acciones virulentas narradas, el tono empleado está gratamente ensombrecido, el catálogo de tipologías expuestas es bastante diverso, y maneja bien el trazo realista, además del sentido alegórico y poético sobre la superación, el esfuerzo y la libertad.

Ir a la biografía AlohaCriticón de Jack London

Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:93    Promedio:4/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar