• Por AlohaCriticón

Pionero del rock’n’roll y el pop británico, la larga carrera de Cliff Richard está jalonada de continuos éxitos (a pesar de los altos y bajos) que le convierten en uno de los personajes más importantes dentro de la estructura de la música popular de las islas.

De nombre verdadero Harry Roger Webb, Cliff Richard nació el 14 de octubre de 1940 en Lucklow, India y a los 17 años comenzó a tocar en una banda de skiffle, una banda a la que llamó The Drifters practicando una música muy al estilo Elvis Presley que no pasó desapercibida para George Ganyou, quien les financió la grabación de unas canciones que posteriormente valieron para conseguir un contrato con la EMI y su productor Norrie Paramor.

Tras su entrada en la EMI vendría la consecución de su primer éxito en sencillo con “Move it” – compuesto por el drifter/shadow Ian Samwell- que debido a la valía musical del tema y al atractivo juvenil de Richard harían del cantante el gran ídolo de la adolescencia británica. The Drifters, para evitar confusiones con el grupo de soul americano cambiaron su nombre al de The Shadows, un grupo que posteriormente alcanzaría extraordinaria notoriedad como conjunto instrumental. La carrera de Cliff Richard siguió acaparando éxitos con títulos como “Living Doll”, “Travellin’ Light”, “Please Don’t Tease” o “The Young Ones” a la vez que aparecía en diversos proyectos cinematográficos.

Estaba ya en los años 60, década en que la música pop iba a ser fuertemente golpeada por la presencia de los Beatles pero en la que Richard seguía acumulando triunfos comerciales con temas como “Bachelor Boy”, “On the beach”, “Constantly”, “The Minute you’re gone”, “Visions” o “Blue turns to grey”, una canción escrita por Mick Jagger y Keith Richards. A finales de su carrera los éxitos iban menguando pero con su participación en el Festival de Eurovisión en el que logró la segunda plaza con “Congratulations” volvió a ponerse de máxima actualidad (la ganadora fue Massiel con “La, la, la”). Ese tema supuso uno de sus últimos grandes éxitos por bastante tiempo, ya que a pesar de seguir grabando no obtenía los resultados de su mejor época. En vísperas de la explosión punk volvió a consiguió ventas importantes con “Miss You Nights”, “Devil Woman” o “We don’t talk anymore”, sencillo que le llevó de nuevo al número uno.

Tras veinte años en la industria, Cliff Richard continuaba dando batalla en las listas con un sonido comercial (llegó a grabar en los ochenta con los productores Stock, Aitken y Waterman en su época de máximo apogeo) que gustaba a un público fiel y que hizo de Cliff Richard uno de los más famosos nombres del pop británico.

Puntuación

Usuarios:
[Total:49    Promedio:3.8/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar