• Por Antonio Méndez

belle and sebastian write about love album cover portada images fotos discoCrítica

Disco tras disco, la banda escocesa Belle and Sebastian, con mayor o menor fortuna, ha mostrado en sus composiciones sus querencias por la música de los 60 (jangle pop, sunshine pop, pop barroco, pop soul Motown, psicodelia, folk pop…), con sus derivaciones en conceptos de estructura de composición y un trato distinguido a voces, melodías, arreglos. Este álbum, con producción de Tony Hoffer, no es una excepción.

Se inicia con “I Didn’t See It Coming”… hazme bailar, quiero rendirme. No teníamos dinero y el dinero hace mover el mundo… Comienzo con efectos espaciales y piano para este dulce corte pop con protagonismo vocal de Sarah Martin. Trazos psicodélicos, repiques jangle pop, bajo funk-soul, sintetizador a lo ELO y melosas armonías de Stuart Murdoch. Parece tratar el contraste idealista de la juventud desde una perspectiva madura y más realista. Les queda un poco largo pero no es un mal comienzo de disco.

“Come On Sister” es un tema pop con influencias new wave y tempo animado… siéntate, tómate algo y háblame de tus relaciones, de lo que esperas de la vida… Escuchable, bastante más que el cansino y autodigestivo “Calculating Bimbo”, una olvidable balada de relleno.

Entre lo mejor del álbum se encuentra “I Want The World To Stop”, pegadiza gema pop desde el punto de vista de un desplazado, un automarginado en medio de la deshumanizada vida urbana… quiero que se pare el mundo y volver a respirar… Mezclan la elegancia y sofisticación pop-jazz de los Zombies con el jangle pop de los Turtles y el pop soul de la Motown.

Pasamos sin entusiasmo “Little Lou, Ugly Jack, Prophet John”, balada soul con Norah Jones que podría entrar en el catálogo de Michael Bolton, y escuchamos la pieza homónima del álbum, “Write About Love”, corte con participación vocal de la actriz Carey Mulligan (“An Education”). Moderadamente disfrutable en su híbrido entre los Zombies (con incluso solo de órgano a lo Rod Argent) y el sunshine pop de los Mamas & The Papas.

Curioso tema “I’m Not Living In The Real World”. Posee resonancias de los Who, del bubblegum y de la psicodelia de los Pink Floyd en su etapa surreal-lisérgica de Syd Barrett.

El medio tiempo “The Ghost Of Rockschool”, con órgano y trompeta, es una canción psico-mística de tono cálido en la que Murdoch ve a Dios por todas partes. La voz recuerda a Ray Davies, algo que se repite en “Read The Blessed Pages”, balada acústica que recuerda a los Kinks del “Kinda Kinks”.

“I Can See You Future” es un delicioso tema pop con voz de Sarah Martin. Junto a “I Want The World To Stop” lo mejor del disco. Quizá le sobre tanta trompeta. Pop orquestal y sunshine pop que a los melómanos más duchos en la historia del rock les traerá ecos de lo que podrían hacer en la parte final de los años 60 Margo Guryan o Wendy & Bonnie.

El disco termina con “Sunday’s Pretty Icons”, canción con densos arreglos, sección rítmica funk pop, trémula guitarra eléctrica, rasgueos acústicos, teclados y sedosas voces de Stuart y Sarah en armonía. Rítmica, valiosa y melancólica pieza en una historia de perdón y reflexión.

Ir a la biografía AlohaPopRock-AlohaCriticón de Belle & Sebastian

Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:5    Promedio:3.5/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar