• Por AlohaCriticón

Biografía

Que nadie se deje engañar por la corta edad que tenían estas Lolitas del rock en el momento de su creación.
Lo que grabaron fue auténtico rock’n’roll, enérgico, pegadizo, vibrante, recomendable para todos los amantes de sonidos de bandas como AC/DC o Ramones, es decir dos de los combos rockeros más disfrutables de todos los tiempos, que hacían música sin mayores pretensiones que hacer partícipes de sus orgías rock a quienes escuchaban sus vinilos o disfrutaban con sus actuaciones en directo, llevando actitudes y sonidos a la simplicidad, diversión y esencia del mejor rock’n’roll, con estadillos guitarreros, ritmos frenéticos, canciones-himno con estribillos que invitan a la comunión vocal con sus protagonistas.

La huella de estos grupos, junto con herencias de Shonen Knife, Bikini Kill, Runaways, L7, Rolling Stones, Cheap Trick, Thin Lizzy, KISS o Guns N’ Roses, se encontraban en las Donnas, quienes, pese a su condición femenina y su apariencia juvenil, contaban con mayor testosterona y energía que muchos mindundis y pedantes de vana trascendencia y engreída afectación.

the-donnas-grupoLas cuatro muchachas de la localidad californiana de Palo Alto que integraron este grupo, son la cantante Brett Anderson (nacida el 30 de mayo de 1979), la guitarrista Allison Robertson (nacida el 26 de agosto de 1979), la bajista Maya Ford (nacida el 8 de enero de 1979) y la batería Torry Castellano (nacida el 8 de enero de 1979).
A los catorce años de edad, estas amigas de instituto comenzaron a practicar rock con el nombre de Ragady Anne, influenciadas tanto por los Ramones o KISS como por las riot grrls, gente como las Runaways o Bikini Kill.

Tras participar en un concurso de talentos y ensayar sin parar en el garaje de Torry tocando temas de, entre otras bandas femeninas, L7 o de las japonesas Shonen Knife, el grupo poco a poco, y a pesar de la burla de sus compañeros masculinos de su centro escolar, fue vislumbrando una posible carrera musical profesional, en especial cuando contactaron con Darrin Raffaelli, quien se convirtió en su manager y principal impulsor de su carrera.

the-donnas-discosEn ese momento se habían cambiado el nombre.
De Ragady Anne, nombre con el que habían grabado un 7’’, “Radady Anne” (1994), en el sello Radio Trash, habían pasado a llamarse The Electrocutes, banda en la que interpretaban canciones de rebeldía punk pop adolescente.
Como The Electrocutes el grupo grabó un LP llamado “Steal Yer Lunch Money”, que no apareció publicado en su momento y sí en el año 1999, cuando el grupo ya había alcanzando cierta celebridad.

Raffaelli, aprovechando la pasión de la banda por la música de los Ramones, decidió emular a los vecinos de Queens haciendo que sus chicas adoptasen nombres falsos, todos comenzados por Donna y seguidos por la inicial de su apellido.
Así, Anderson se convirtió en Donna A, Robertson en Donna R, Ford en Donna F y Castellano en Donna C.

the-donnas-album-skintightYa con el nombre de Donnas, en los sellos de Raffaelli, Radio X y Super*teem!, aparecieron diversos 7’’, como “High School Yum Yum” (1995) y “Let’s Go Mano” (1997), preludio de su primer disco grande, “The Donnas” (1997), álbum que fue reeditado un año después en Lookout.
Era un disco ramoniano con divertidos y repetitivos cortes punk pop de poco más de un minuto, entre ellos “Hey, I’m Gonna Be Your Girl”, “Get Rid Of That Girl” o “Teenage Runaway”.
Como versiones incluyeron un tema de los Beach Boys, “Drive In”, y el clásico que Phil Spector produjo y escribió para las Crystals, “Da Doo Ron Ron”.
En el año 1998 las Donnas también versionaron a The Sweet con “Wig Wam Bam”.

Su segundo LP fue “American Teenage Rock’n’Roll Machine” (1998), disco que prorrogó sus primeros sonidos con trazas de Ramones y Runaways y un sentido resuelto, enérgico y festivo del rock’n’roll.
Entre sus temas-himno-adolescente destacan cortes como “Rock & Roll Machine”, “You Make Me Hot”, “Wanna Get Some Stuff” o “Speed Demon”.

the-donnas-turn-21La sombra de Raffaelli, que en esta etapa del grupo solía participar en la composición con bastante prominencia, pasó a la historia en la época de “Get Skintight” (1999), un disco producido por los hermanos Jeff y Steve McDonald, líderes de Redd Kross.
En este disco se aprecia, además de sus bases punk pop, una tendencia hacia sonidos más hard rock.
Además de sus temas, como los estupendos tres que abren el álbum, “Skintight”, “Hyperactive” o “You Don’t Wanna Call It”, las Donnas hacen una versión de Mötley Crue, “Too Fast For Love”.
Una canción de las Donnas en este disco, “I Didn’t Like You Anyway”, fue versionada posteriormente por Juliana Hatfield.
El mismo año también versionaron a KISS con “Strutter”, tema que incluyeron en la banda sonora de la comedia “Cero En Conducta”.
Por esta época, el grupo comenzó a convertirse en un pequeño fenómeno independiente y objeto de culto para acérrimos seguidores conocidos como Donnaholics.

Lo atisbado en “Get Skintight”, moviéndose del punk pop, que ciertamente no abandonan en su esencia, hasta sonidos hard rock, se aprecia también en las versiones que eligen.
Así, hacen una adaptación del “Living After Midnight” de Judas Priest, del “School’s Out” de la Alice Cooper Band, del “Keep On Loving You” de REO Speedwagon o retoman a KISS en “Speedin’ Back To My Baby”, aunque en esta nueva etapa a lo que más suenan es a AC/DC, con su guitarrista Allison Robertson convirtiéndose en una digna émula de Angus Young.
Este hecho es apreciable en “Turn 21” (2001), LP lleno de brío y ardor instrumental con canciones tan apreciables como las ramonianas “Little Boy” o “Drivin’ Thru My Heart” o las ‘acedecianas’ “40 Boys In 40 Nights” o “Are You Gonna Move It For Me”.

the-donnas-biografia-fotoLa repercusión de las Donnas llegó a los grandes sellos discográficos y con “Spend The Night” (2002) grabaron en Atlantic, lo que supuso una mayor promoción que se vio recompensada por apreciables ventas.
El disco, es un notable, palpitante muestrario de sus habilidades rockeras y melódicas, con cortes como “Take It Off”, “Who Invited You”, “It’s On The Rock” o “Please Don’t Tease”.

“Gold Metal” (2004) prosiguió la senda que les llevó del punk hacia el hard rock 70, en temas como “I Don’t Want To Know” o “Don’t Break Me Down”.
“Bitchin” (2007) es su último álbum.

En el año 2017 se incluyó su canción “Dancing With Myself” en el recopilatorio “Rock Classics: The Ultimate Rock Anthems”, editado por Rhino Records. El mismo año Rhino incluyó “Take It Off” en “100 Greatest Rock” (2017), una caja de 5 CDs.

Discografía comentada en AlohaCriticón

Turn 21 (2001)
Gold Metal (2004)
Bitchin’ (2007)

Puntuación

Usuarios:
[Total:11    Promedio:4.2/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar