• Por Jorge Max

Crítica

Después de sobresalientes discos como “Some Great Reward” o “Black Celebration”, el magnífico LP tecno-pop “Music For The Masses” convirtió a Depeche Mode en estrellas internacionales gracias a la masiva exposición radiofónica de singles como “Never Let Me Down Again”, esperanzas de no verse defraudado en la amistad o alegoría sobre drogas, “Strangelove”, dependencia sexual, o “Behind The Wheel”, canción que redunda la sumisión amorosa del tema anterior.

Un inspirado Martin Gore también incluye en este álbum la balada “Little 15”, con un espléndido trabajo en arreglos, “Sacred” y “Nothing”, canciones en las que Gore vuelve a la espiritualidad y las referencias religiosas de canciones previas, una desde la perspectiva de un misionero y otra con Dios diciendo “nada”.

Ir a la biografía AlohaCriticón de Depeche Mode