• Por Antonio Méndez

Crítica

Segundo disco de los Horrors, un grupo británico que en su inicio simulaba ser un conjunto de revival garajero pero que ahora vuelve la mirada primordialmente a los sonidos post-punk con tonos góticos, sin olvidar la psicodelia y el prog-rock, el shoegazer y el shock rock.

Mucho calco. En los sonidos de este atmosférico disco hay un empacho de influencias sin demasiadas variantes (Joy Division, My Bloody Valentine, el Bowie berlinés, Suicide, Bauhaus, Sisters Of Mercy, Jesus And Mary Chain, las bandas krautrock, los Doors, Psychedelic Furs, Television, Spiritualized…). Pinchemos el disco… O démosle a la teclita…

“Mirror’s Image” es escuchable por su creación atmosférica en una amalgama de space rock, post-punk, krautrock y ambient con mezcla de sonidos fuzz y sintetizadores con efecto lisérgico, narrándose con una voz que mezcla a Television con Suede una historia de hechizo amoroso por parte de una misteriosa mujer.

“Three Decades” tiene la misma densidad con capas de sintetizadores, trémulos sonidos en ambientes de intrigante giallo, una batería cabalgante y un estilo vocal de crooner gótico-afectado con ecos globales de Joy Division.

“Who Can Say”, con punzante bajo, atmosféricos sintetizadores y líneas guitarreras de distorsión, expone una ruptura amorosa con influencias post-punk; mientras que “Do You Remember”, canción nostálgica sobre recuerdos y esperanzas románticas, tiene tanta ascendencia de My Bloody Valentine como de Suicide o los Stone Roses.

Feedback y ambientes psicoespaciales para la aguerrida “New Ice Age”, psicodelia con estampas de fin de verano en “Scarlet Fields”, canción con notable significación del bajo que ofrece una de las mejores melodías del disco.

“I Only Think Of You” es un cántico cansino con pretensiones épicas que cruza a los Doors con Nick Cave; y “I Can’t Control Myself”, nada que ver con el tema homónimo de los Troggs, es un calco de los Spiritualized.

En “Primary Colours”, con muros de distorsión y ritmos persistentes, tanto suenan a Psychedelic Fours como a los Immaculate Fools; mientras que el fin del álbum, “Sea Within Sea”, es el enésimo remedo actual de los grandes grupos krautrock de los 60 y 70.

Dirá mucho a los más jóvenes que sólo tengan interés en la música de su contexto y se sirvan de radioformulas para condicionar sus gustos sin ningún interés por la historia del rock, y poco o nada a los que tengan ya el culo pelado de sentarse a escuchar discos de la era post-punk de finales de los 70 y comienzos de los 80 y de sonidos psicoprogresivos de los 60 y 70.

Ir a la biografía AlohaCriticón de The Horrors

Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:8    Promedio:4/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar