• Por AlohaCriticón

SI VERSALLES PUDIERA HABLAR (1954)

Dirección: Sacha Guitry.

Intérpretes: Michel Auclair, Jean-Pierre Aumont, Bourvil, Claude Colbert.

Pasajes de la historia de Francia tratados desde la óptica personalísima del director, inmerso en los avatares “domésticos” de la corte de Versalles.

Recorrido de 200 años desde la elección del emplazamiento del futuro palacio por Enrique IV hasta su conversión en museo dedicado “a todas las

glorias de Francia” por Luis XVIII.

El polifacético Sacha Gitry (poeta, pintor, músico, actor, director…) realizó esta película con afán didáctico (años después le tocaría el turno a la

ciudad de Paris), pero sin olvidar quién era el maestro y quienes los alumnos. Se reservó el papel más jugoso, el de Luis XIV, a quién otorga una

clara preponderancia sobre el resto de los personajes.

Se mantiene así fiel a los hechos históricos, que situan en la época del “Rey Sol” (Le Grand

Siécle) la cima de la monarquía francesa. Eso explica que, aparentemente, conceda más importancia a los “líos de faldas” del soberano que, por

ejemplo, a los trascendentales días de la Revolución; sólo aparentemente, porque deja entrever, de la manera más ingeniosa, que aquéllos allanaron el camino a éstos.

La lista de estrellas del cine francés de la época es interminable (Gerard Philippe/D´Artagnan, Jean Marais/Luis XV, Édith Piaf/una “hija del pueblo”,

Jean-Pierre Aumont/cardenal de Rohan, una todavía secundaria Brigitte Bardot/mademoiselle de Rosille…); Claudette Colbert da vida a Madame de

Montespan y Orson Welles (irreconocible) es un anecdótico Benjamín Franklin.

Rodada en escenarios reales, la película desprende una alegre ironía que alcanza por igual a todas las clases sociales, lo que es muy de agradecer, y convierte la visión de sus casi tres horas de metraje en una auténtica delicia. También ayuda a ello un diseño de producción muy cuidado y un guión bien elaborado (hablamos, en todo caso, de la versión original).

A destacar las escenas entre Madame de Montespan y su “cornudo” y ofendido marido, las del “Rey Sol” y su esposa “secreta” Madame de Maintenon

y la surrealista tertulia “a seis” en el gabinete de trabajo de Luis XVI (convocante en ese momento de los Estados Generales), a saber: el rey, la reina,

la princesa de Lamballe, el físico Lavoisier, el poeta André Chenier y el diputado por Arrás…….Maximilien de Robespierre.

Irresistible.

Carlos Ramos

Enlaces

Claudette Colber

Brigitte Bardot

OrsonWelles


Puntuación

AlohaCriticón:
Usuarios:
[Total:6    Promedio:4.5/5]

Tú también puedes votar. Desliza el ratón por las estrellas verdes para dejar tu puntuación

Te puede interesar


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies